¡Matrícula Abierta! Certificación Maestro de Yoga 200 Horas

7 claves para facilitar una buena clase de yoga

ytt 200 horas Jul 12, 2022

Si has tomado muchas clases de yoga en diferentes lugares, debes haber notado que hay muchas variaciones y estilos de secuencias según el maestro que las ofrezca y el estilo de clase. Una de las cosas más importantes a tener en cuenta es cómo se combinan las posturas. Si conoces suficientes posturas, puedes crear una "secuencia" pero que la clase se sienta bien o no es otra historia. Ofrecer una clase requiere mucha experimentación, práctica y paciencia. Te ofrecemos estas siete claves para crear clases memorables que impresionen a tus estudiantes/participantes y salgan sintiéndose livianos.

1. Desarrolla un tema u objetivo para una mejor secuencia de yoga

Cuando ofrecemos clases en el método Samadhi, siempre preguntamos a nuestros alumnos qué quieren trabajar. ¿Quieren trabajar flexiones de espalda, apertura de hombros, apertura de caderas o posturas balance? Tener un punto focal te ayudará a reducir los tipos de posturas que usarás para que no tengas que escoger al azar. Uno de los mayores desafíos que enfrentan los nuevos maestros de yoga es crear una clase completa que tenga relevancia. Enseñar a toda una clase seleccionando un determinado grupo de posturas te obligará a ser [email protected] y a concentrarte en el objetivo. Un tema de clase puede también puede basarse en una variación específica, como por ejemplo los brazos de águila. La repetición de la variación en diferentes poses ayuda a los estudiantes a profundizar más. Puedes probar los brazos de águila en una flexión hacia el frente de pie, en guerrero 1, guerrero 3, pose de héroe y en un lunge.

2. Establece una intención

Es un momento de reflexión al comienzo de la práctica para conectar con una idea, imagen o frase que guíe la motivación de tu práctica sobre todo en los momentos de reto. Al establecer una intención en esos momentos que te ocasionan dificultad o resistencia, te ayuda a sobrepasarlos y elevan el propósito de la práctica. Guía a tus estudiantes al principio de la clase a establecer una intención a la que puedan dirigir sus esfuerzos durante la práctica y recuérdalo ocasionalmente durante la clase.

3. Asegúrate de conectar con la respiración.

El mantener la respiración consciente y rítmica durante la práctica de yoga es más importante que cualquier postura o secuencia. Es lo que cambia nuestro estado más rápido y lo que genera los cambios a corto y largo plazo en la respuesta de estrés.
La respiración nos hace más conscientes del cuerpo y calma la mente ayudando a mantener el enfoque en el momento presente. La atención a la respiración evita lesiones ya que tu cuerpo aprende a relajarse en ellas y poco a poco progresar en las posturas y en el manejo de las emociones. La respiración nos ayuda a tonificar el nervio vago logrando cambios considerables en el manejo de estrés cotidiano y en condiciones más severas como ansiedad persistente y controlar los debilitantes ataques de pánico.
La clave es la respiración constante y fluida durante toda la clase hace toda la diferencia en la experiencia de los participantes.

4. Haz una mezcla

La mayoría de los instructores tienen sus secuencias de referencia y siguen enseñándolas una y otra vez. Se quedan atrapados en su zona de confort y hacen las mismas secuencias de siempre, como guerrero 1 a guerrero 2 y guerrero inverso a postura de ángulo lateral. Se [email protected] y enseña una clase completa sin un solo guerrero 1 o guerrero 2.  Examina referencias en tus libros de yoga o busca en Internet "posturas de yoga poco comunes". Hay más de mil poses, sin embargo, el maestro promedio elige continuamente las mismas treinta o más. Rétate y reta a tus alumnos, de seguro están esperando que los sorprendas. 

5. Presta atención a las transiciones

Las transiciones en una clase a veces son incluso más importantes que las propias asanas. Al crear transiciones que fluyan suavemente y se sientan naturales le das la oportunidad al cuerpo a acomodarse de una manera orgánica en las distintas asanas. Hay clases en las que se siente como si el maestro literalmente lanzara las poses al aire y solo espera a que aterrizaran bien. No se pensó en cómo se sentiría el cuerpo al pasar de una postura a la siguiente. Las transiciones entre cada asana deben sentirse sin esfuerzo. Debes elegir posturas que estén "unidas" en términos de mecánica corporal. Por ejemplo, pasar de guerrero 2 a guerrero 3 se siente muy incómodo, pero muchos maestros eligen unir estas dos poses. El guerrero 2 es una postura de cadera abierta y el guerrero 3 es una postura de cadera cerrada. Para pasar de una a la otra hay que “desarraigar” el pie de atrás y cerrar la cadera en el aire para saltar a volar. Una mejor combinación sería un high lunge con el talón hacia atrás levantado del suelo (postura de cadera cerrada) con guerrero 3, que es otra postura de cadera cerrada. 

6. Crea balance

Una buena secuencia de yoga tiene la combinación perfecta de posturas fuertes y desafiantes con descansos activos y posturas restauradoras. Exagerar con cualquiera de estos deja a los estudiantes sintiendo que no hicieron suficiente ejercicio o como si la clase fuera tan fuerte y dolorosa como para no volver jamás. Prueba las secuencias en tu propio cuerpo antes de enseñarlas para que puedas sentir cuándo está sobrepasando una parte del cuerpo o cuándo tu cadencia está desviada. Desafiarse constantemente a sí mismo para enseñar de manera diferente es la clave para una larga carrera en el yoga. Si estás [email protected] y cada vez que enseñas te sientes que te aburres, es hora de hacer unos cuantos cambios. El equilibrio es clave. Quieres desafiar a tus alumnos, pero tampoco sobrecargarlos.

7. Usa la música para establecer la cadencia de la secuencia de tu clase

La música es una buena forma de crear ritmo en tus clases. Puedes probar con canciones suaves al principio, luego canciones con ritmos más fuertes para calentar y mantener la energía. Y finalmente, la sección de enfriamiento de la clase puede tener una música similar a la del comienzo para llegar hacia la postura de descanso final o savasana. La música crea un ambiente, así que asegúrate de que tus flujos se parezcan a lo que se reproduces a través de las bocinas.

Para más información sobre nuestro programa de certificación de maestro de yoga que comienza en agosto accede https://www.miyoga.com/tt200 o regístrate en nuestra próxima orientación por ZOOM que será el 13 de julio a las 7:00 p.m.

Regístrate en la orientación👉🏼 https://www.miyoga.com/orientaciontt200

Close

Suscríbete para recibir información sobre nuestras clases, talleres, certificaciones y otros eventos.

Forma parte de nuestra tribu de amor.